COMUNICACIONES

Inicio / Comunicaciones

FRANCISCO MARTÍNEZ ROMERO NO MURIÓ, LO ASESINARON

  Publicado el 06 de Febrero, 2021

Profundo dolor y rechazo manifiesta la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales, ANEF, ante el asesinato del joven malabarista, Francisco Martínez Romero, en la Región de Los Ríos, localidad de Panguipulli. Lamentamos que una vez más que Carabineros de Chile se vea involucrado en un asesinato contra un joven ciudadano, artista callejero, trabajador informal, quien no hacía otra cosa que ganarse la vida, en el mismo lugar visto y reconocido por sus vecinos/as.

Los/as trabajadores/as del Estado rechazamos la implementación del actual Estado policial que atenta contra las libertades y derechos humanos, evidenciando su desprecio por la vida de nuestro pueblo. Objetamos que Carabineros de Chile, institución estatal, financiada por todo los chilenos/as se transforme en una entidad sin criterio, que ampara el abuso, violencia y corrupción. No queremos más crímenes, mutilaciones ni muertes. Tenemos la convicción que mientras tengamos una institución de control y orden que instruya y forme bajo la doctrina del enemigo interno, los chilenos y chilenas no podremos caminar con tranquilidad por las calles. El Ministro del Interior, Rodrigo Delgado y el General Director de Carabineros, Ricardo Yánez, deben responder por un nuevo crimen. No es posible que estos hechos sigan ocurriendo y para ello se debe refundar a Carabineros de Chile y las fuerzas de Control y Orden. Chile está cansado de tantos abusos, montajes, crímenes y robos de los altos mandos.

Los trabajadores/as públicos, seguiremos luchando por un Estado democrático, activo, participativo, solidario, responsable del ejercicio de los derechos y libertades personales y sociales. Dotado de una efectiva capacidad para regular y fiscalizar este tipo de hechos. Que garantice el bien común y asegure las condiciones para el pleno ejercicio de los derechos políticos, económicos, sociales, laborales, culturales y de derechos humanos. Con organismos de control al servicio del pueblo.

Exigimos al Congreso reponer la discusión sobre la eficacia y el correcto uso de la ley 20.913 de Control Preventivo de Identidad que con tanto afán, la derecha aprobó en el parlamento. Ante esta ley, cientos de jóvenes, chilenos y chilenas, quedamos a merced de una institución que ha demostrado carecer de criterio y respeto por la vida, constituyéndose en una amenaza, al tener en sus manos el uso de la fuerza.

Francisco Martínez Romero, no murió, lo asesinaron.

Chile necesita una nueva institucionalidad de Orden y de Seguridad, que tenga en su fundamento el respeto de los Derechos Humanos.

DIRECTORIO NACIONAL ANEF 

 

Compartir